Francisco Ruiz, director de Salud Pública de Distrito Sanitario Poniente.

La restauración del Poniente da la talla y pasa la inspección de Distrito Sanitario Poniente

En el primer semestre de 2021, los inspectores sanitarios realizaron 1.573 controles en empresas de restauración y en industrias de alimentación de la comarca y 37 auditorías

INMACULADA ACIÉN El Ejido

Es posible decir sin miedo a equivocarse que la restauración y las industrias de alimentación del Poniente almeriense ofrecen buenos productos y son espacios seguros frente a la covid-19.

Y es que durante el primer semestre de 2021, los inspectores sanitarios de Distrito Sanitario Poniente realizaron 1.573 controles en empresas de restauración y en industrias de alimentación de la comarca y 37 auditorías, con el objetivo de garantizar el consumo de alimentos seguros, saludables y nutritivos entre la población, así como minimizar el riesgo de intoxicaciones y coordinar una respuesta rápida ante la aparición de posibles brotes alimentarios o ambientales.

Además, se tomaron 67 muestras para el control de salmonella, micotoxinas, E.coli, plaguicidas, listeria, metales pesados y alérgenos.

Fruto de este trabajo, en este primer semestre de 2021 se registró tan solo una sola alerta ascendente que provocó la inmovilización del producto de forma inmediata.

Pero los controles de Distrito Sanitario Poniente van más allá y en lo que respecta a cuestiones ambientales, se realizaron 84 tomas de muestras de aguas de baño, 56 informes a demanda y se atendieron 13 denuncias relacionadas con la seguridad alimentaria o ambiental.

En esta misma línea y desde el inicio de la crisis sanitaria provocada por la covid-19, además, se realizan controles enfocados a evitar la propagación del virus.

En este sentido, los inspectores controlan el cumplimiento de las medidas de higiene y desinfección, los aforos permitidos en cada nivel de alerta, la distancia entre los comensales, el uso restringido de la barra y otros detalles como la obligación de dispensar gel hidroalcohólico y la prohibición expresa de compartir saleros y aceiteras.

Para estas acciones, el Cuerpo Superior Facultativo de Instituciones Sanitarias de la Junta de Andalucía de Distrito Poniente está formado por 22 inspectores.