El PAL pide a Góngora que «dimita» por no haber cumplido su decálogo de principios

El PAL pide a Góngora que «dimita» por no haber cumplido su decálogo de principios
  • El PAL de El Ejido quiso ayer por la tarde hacer balance de los dos últimos años de gobierno del Partido Popular de El Ejido, con el alcalde, Francisco Góngora, a la cabeza, al que no dudaron en pedir su dimisión a través de su portavoz en el Consistorio, Joaquina García, quien reclamaba al primer edil ejidense que «dimita para que así haga honor a esa honestidad, porque lleva más de dos años engañando al pueblo de El Ejido», algo que a estas alturas, sentenciaba la portavoz del PAL, ha hecho que «su palabra tenga menos validez que la escritura de una choza», refería a modo de broma «tomando prestado un refrán que le gusta mucho decir al portavoz municipal», expresaba.

Porque a juicio de García son muchos los incumplimientos que ha cometido Góngora respecto a ese «famoso decálogo de principios que llevaba por bandera en el que basaba la política municipal en varios ejes fundamentales que hemos escuchado constantemente, como la honestidad, la transparencia, la austeridad y la imparcialidad», recordaba la portavoz del Partido de Almería.

En este sentido, reiteraba como ya han venido haciendo en otras ocasiones y con especial atención a lo que concierne a esa «transparencia de la que tanto presumía el señor Góngora», insistió García, «desde el Partido de Almería el 80% de las solicitudes de información que hemos presentado, no han obtenido ningún tipo de respuesta, habiendo tenido incluso que llevar ese tema al juzgado». De hecho, la falta de información de «concursos públicos, puestos de trabajo y demás, que se publican el último día» son otro ejemplo más, aseguran desde este grupo, de las «mentiras» en las que ha demostrado haber incurrido el primer edil, destacan.

La auditoría, el plan de saneamiento, importantes asuntos que desde el PAL se preguntan «¿Dónde están ahora?, o esas contrataciones de personal laboral, plazas de auxiliares administrativos o «esos dos asesores personales que antes este Ayuntamiento no tenía y no pasaba nada», son claros ejemplos a su juicio del incumplimiento del punto del decálogo en el que se recogía que «el dinero de los ejidenses será empleado con rigor. El tiempo de los gastos superfluos e inútiles ha acabado».

Asimismo, García echa la vista atrás y recuerda de igual modo al alcalde, que lleva sin hacer pública su declaración de bienes y la de sus concejales «desde el año 2011», y sin embargo en este decálogo firmado ante notario se comprometía a hacerlo año tras año. Lo mismo ha ocurrido con la disminución de los sueldos del equipo de gobierno, ya que como hace hincapié la portavoz del PAL, «cuando el PAL bajó un 15% los sueldos ellos reclamaban el 30% y a día de hoy aún no lo han hecho». Paralelamente y en cuanto a la deuda municipal, desde el Partido de Almería y como ya hiciese esta semana UPyD, critican que en apenas dos años de gobierno la deuda haya aumentado hasta los 350 millones de euros, «100 millones de euros más, porque cuando entraron era de 240 millones de euros».

ERE

Desde el PAL subrayan que Góngora también «se permitió hablar de la rescisión a Elsur y lleva 8 meses negociando con la empresa», pero ahora aparece un ERE de la nada que podría afectar a unos 120 trabajadores «y ya no se acuerda de los bocadillos que llevaba a los trabajadores a la iglesia, o a las tiendas de campaña cuando estaban en la plaza y en las calles», concluye García.