Moción de Urgencia sobre la situación de la playa de Balerma

Moción de Urgencia sobre la situación de la playa de Balerma

El Pleno aprobó por unanimidad esta moción presentada por el grupo municipal del PP y en la que se insta a la Dirección General de Costas a declarar nuevamente obras de Emergencia para la restauración del litoral

INMACULADA ACIÉN

Tras el debate y aprobación de los diferentes puntos del orden del día, el grupo municipal del PP llevó a Pleno una moción de urgencia sobre la dramática situación que se está viviendo de nuevo con la playa de Balerma.

Tras el último temporal de viento y debido a la escasa cantidad de arena que se aportó a través de las obras de Emergencia que determinó el gobierno central hace unos meses, la costa balermera se vuelve a encontrar en una situación crítica.

El temporal volvió a arrastrar mar a dentro la arena de la costa, dejando en serio riesgo de caída a los invernaderos ubicados en la zona de Las Cuevecillas. Pero no menos preocupante es la situación en las playas del núcleo urbano, ya que se trata de una localidad donde el turismo tiene un importante peso económico en este período estival.

Así, con unanimidad de todos los grupos municipales se aprobó instar a la Dirección General de Costas a declarar obras de Emergencia para la restauración del litoral y obras que aseguren la adecuada conservación, recuperación y regeneración de los elementos que integran el dominio público marítimo terrestre.

Asimismo, la moción también insta a ejecutar las obras necesarias para asegurar la sostenibilidad de la costa entre el término municipal de Balanegra y la Piedra del Moro y a mitigar los efectos de futuros temporales, con las medidas estructurales que ofrezcan garantías de permanencia y estabilidad de la costa.

Por otra parte, el documento aprobado también vuelve a insistir en que se estudie con carácter de urgencia una solución estructural que solucione también los problemas de erosión de la costa de Guardias Viejas y de la Ensenada de San Miguel, puesto que también se están viendo afectados desde la construcción de los espigones en el término de Balanegra.