Se inicia la renovación del alumbrado público

Se inicia la renovación del alumbrado público

Se trata de una de las iniciativas municipales incluidas en los proyectos Edusi que cuentan con financiación europea y cuyas obras se iniciaron en la avenida El Treinta

INMACULADA ACIÉNEl Ejido

El gobierno local ya ha iniciado el proceso de renovación del sistema de alumbrado público exterior en aquellas zonas del municipio en las que se dan deficiencias en esta materia, mediante la sustitución de las luminarias actuales por otras de última generación que proporcionarán una reducción de la factura eléctrica del 70%. Esto supondrá un ahorro para las arcas municipales a largo plazo de 265.000 euros anuales. Además, mediante esta actuación se logrará una disminución de las emisiones de CO2 a la atmósfera, favoreciendo así la conservación del medio ambiente.

Este proyecto se llevará a cabo en tres fases y permitirá actuar tanto en Ejido Centro, como en Almerimar, si bien se ha comenzado a ejecutar por el Paraje El Treinta.

En total se destinarán más de 2,3 millones de euros. Un presupuesto que se encuadra dentro de la 'Estrategia de Desarrollo Urbano Sostenible e Integrado de El Ejido Sostenible 2020 (Edusi), cofinanciado por los Fondos Feder y el Ayuntamiento de El Ejido.

Así, los trabajos recogen el suministro y sustitución de luminarias equipadas con lámparas de descargas por alumbrado LED con equipos electrónicos telegestionados, así como la sustitución de los centros de mando. Sobre este punto, el alcalde, Francisco Góngora, indicó que «con ello también se facilitará el mantenimiento y el control en los consumos».

El máximo responsable municipal señaló que «el nuevo sistema vendrá a corregir deficiencias que se daban con anterioridad como la baja intensidad lumínica en aquellos puntos en los que en la actualidad resulta escasa debido a su antigüedad».

El total de las luminarias que se sustituirán será de 2.474 unidades, de las que 996 unidades serán telegestionadas. El nuevo material será de primera calidad con una temperatura de color de 3000 K, reduciendo así la incidencia en contaminación lumínica.

En cuanto a la selección de las zonas a sustituir, el gobierno local se ha basado en la ratio de mayor potencia y unidades por cuadro, de manera que se actuará en los cuadros con mayor número de luminarias con potencias elevadas, maximizando así el ahorro.