María de Ambrox, Rosa y Alba González-Román con alumnos del Aula Específica, protagonistas del cuento. / I. A.

El CEIP Santa María del Águila invita a cruzar 'La cortina mágica' a un mundo muy especial

A través de un vídeo cuento elaborado y producido por la profesora, monitoras y alumnos del Aula Específica, se trata de sensibilizar y contagiar de optimismo hacia la vida

INMACULADA ACIÉN El Ejido

Las profesoras, monitoras y el alumnado del Aula Específica del Colegio de Educación Infantil y Primaria (CEIP) Santa María del Águila han dado toda una lección de lo importante que es afrontar la vida con optimismo y el día a día con positividad.

Y todo a través de un vídeo cuento donde se trata de sensibilizar sobre todo lo positivos que aporta ser diferente.

Una propuesta que surgió de la mano de la profesora del Aula Específica Alba González-Román Montalbán y de la monitora María de Ambrox López Romero para conmemorar el Día de la Discapacidad. Y es que como señala el director del centro, Andrés Rodríguez, «siempre hemos celebrado este día como uno de los días más importantes del colegio».

El objetivo, como explica López Romero, era elaborar una propuesta «que fuera original, que fuera con nuestra personalidad, que se diera visibilidad a este día y que los niños fueran protagonistas». Objetivos todos ellos que consiguieron con la elaboración del vídeo cuento 'La Cortina Mágica', que ya se puede ver en el Facebook del colegio, también del AMPA e incluso de la Asociación Soy Especial y Qué.

Y es que como indica Alba González-Román, «el cuento trata un poco sobre la realidad del cole. Hay ocasiones en las que estamos muy estresados, muy cansados y la cortina explica cómo la actitud positiva hace que cambies y te conviertas en una persona que ve las cosas desde un prisma positivo, de optimismo». Y es que como subraya esta docente «con nuestra actitud podemos cambiar muchas cosas».

De esta manera, el vídeo cuenta muestra un colegio gris, donde los niños están tristes y los profesores estresados, todos menos los alumnos y profesores del Aula Específica». Un Aula al que para entrar hay que atravesar una cortina de colores que cambia a quien la atraviesa y le hace sacar una sonrisa.

Una gran metáfora con la que invitan a la sociedad a cambiar la mirada, «porque la discapacidad no es algo de lo que tengamos que sentir pena. La discapacidad es una oportunidad de ver las cosas de otra manera, de ver que cada día se puede sacar adelante muchas cosas en la vida, que no siempre hay que estar con esa actitud de pesimismo, que hay que tener buen rollo y ganas de hacer las cosas bien. Y eso tengas discapacidad o no es lo que hace que todo sea más bonito», afirma Alba González-Román.

Y es que como señala el director del centro, este cuento consigue mostrar «lo diferentes y lo especiales que son y que consiguen convertir el colegio en un lugar también especial».

Por su parte, María de Ambrox López explica que sus alumnos en quienes más se fijan es «en las monitores y la maestra, que somos sus referentes y cuando nosotros tenemos esa ilusión y esa alegría, la transmites, igual que si vienes enfadada ellos lo perciben al momento. Trabajar en un aula específica, implica que cuando cruzas la cortina mágica los problemas se tienen que quedar en la calle, para llevar la alegría y la motivación al aula».

Un vídeo-cuento en cuya grabación también han participado el resto de docentes del centro y los alumnos.