Borrar
Más de 1.600 estudiantes aprenden educación ambiental con el Aula de Ecología Urbana

Más de 1.600 estudiantes aprenden educación ambiental con el Aula de Ecología Urbana

El programa ofrece cuatro itinerarios educativos diferentes para que los menores conozcan el entorno más cercano

Inmaculada Acién

El Ejido

Lunes, 8 de julio 2024, 22:22

Necesitas ser suscriptor para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

Un total de 1.621 estudiantes de 17 centros educativos del municipio entre los que se contabilizaron cuatro institutos, diez colegios y tres escuelas infantiles, participaron este pasado curso académico en la formación en educación ambiental que ofrece el Aula de Ecología Urbana, promovida por la Unidad de Educación, Juventud y Participación del Ayuntamiento de El Ejido junto a la Asociación 'El Árbol de las Piruletas'. Una formación cuya «finalidad es que los niños conozcan los valores ambientales que presenta nuestro municipio, al tiempo que aprendan sobre su cuidado y preservación», como destacó el concejal del ramo, Javier Rodríguez.

Así, el programa ofrece a todos los centros educativos cuatro itinerarios educativos diferentes para conocer su entorno más cercano. Uno de ellos es 'Aprendiendo a mirar Punta Entinas Sabinar' mediante el que conocer la Reserva y el Paraje Natural; al que se unen los 'Cuatro Bosques de Murgi', con el que se hace un recorrido por los diferentes bosques del municipio de los que usaron sus recursos los romanos de la ciudad de Murgi como son los Artales, la Sierra de Gádor, el lentiscar y sabinar, sobre las dunas costeras y las praderas de Posidonia oceánica, todos ellos incluidos en la Red Natura 2000.

El tercero de los itinerarios es 'Esperando a la tortuga boba', situado a la orilla de la playa para dar a conocer los 27 kilómetros de costa del pueblo y hacer un estudio de microplásticos; y el último es el 'Abuelo Acebuche', una visita para conocer uno de los árboles centenarios del pueblo que descansa junto al aljibe Matillas.

El edil destacó que «estos itinerarios se convierten en una herramienta útil, complementaria, de refuerzo o motivación para los contenidos que los maestros y profesores están trabajando en sus clases y, sobre todo, para aprender a mirar y conservar la naturaleza que nos rodea, nos sustenta y nos protege».

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios