El Ejido arropa a Antonio Morales en su debut como director de cine

Antonio Morales presentó en El Ejido su primer largometraje como director y del que, además, también ha sido el guionista./IDEAL
Antonio Morales presentó en El Ejido su primer largometraje como director y del que, además, también ha sido el guionista. / IDEAL

La Sala B del Auditorio acogió el viernes dos pases del largometraje 'Marisa en los bosques', nominada a Mejor Dirección Novel en los Premios del Cine Andaluz

INMACULADA ACIÉNEL EJIDO

El ejidense Antonio Morales presentó el pasado viernes en su tierra, El Ejido, su primer largometraje Marisa en los bosques con dos pases proyectados en la Sala B del teatro auditorio y con una gran acogida por parte del público. Una cinta que se ha gestado a fuego lento pero que se está convirtiendo en el mejor escaparate de lo que este joven cineasta puede ofrecer al mundo del cine español.

«Para mí es una tortura realizar la sinopsis de una película, me parece muy complicado», confiesa Antonio Morales, quien explica que quería realizar un relato generacional en torno al mundo del teatro independiente de Madrid y de gente que se mueve entorno a la noche, «siguiendo a un personaje protagonista pero que curiosamente en la película parece secundaria porque a través de ella va retratándose un mundo de los coletazos de la crisis y de cómo desaparecen un poco tus referentes e intentas reconstruir tu mundo de nuevo». Una película que además trata dos temas fundamentalmente como son el de la culpa y a través de ella el de la despedida de aquellas personas a las que queremos frente a la muerte.

Una obra con toque personal

«En el tramo final de la película en la que recreo un encuentro ficticio entre dos personajes que uno de ellos está muerto que pueden despedirse», señala Morales quien confiesa que «es un sentimiento muy interno mío que descubrí cuando la película estaba ya realizada, cuando la vi en Sevilla, no sabía que había puesto tanto de mí en esos momentos, solo sabía que tenía que llegar a esa secuencia que era como una especie de meta».

Así, Morales explica que el último día de rodaje «cuando se rodaba esa secuencia yo me puse a llorar y no sabía porqué, me emocioné mucho, pensaba que era porque la estaba acabando, pero en realidad lo que estaba representando en esa secuencia es un trauma que tengo desde muy pequeño porque yo no me pude despedir de mi abuela cuando murió con la que tenía una relación muy especial y siempre he tenido esa sensación de culpabilidad de que no me despedí de ella. Al final ese amor por ella me ha guiado y me ha servido para hacer mi primera película».

Marisa en los bosques es una tragicomedia urbana con un toque de fantasía, llena de personajes y situaciones inolvidables. Destaca el debut de la actriz Patricia Jordá, acompañada por nuevos rostros para el cine español junto a otros ya conocidos como Mauricio Bautista, Aida de la Cruz o Yohana Cobo, Palma de Oro en Cannes por Volver, de Pedro Almodóvar, en 2006.

La película se estrenó en el prestigioso Festival Internacional de Cine Europeo de Sevilla, uno de los más importantes a nivel europeo, punto de arranque de una andadura imparable por más de treinta festivales alrededor del mundo, desde el Cinequest de California a las muestras de cine español de Edimburgo o Praga, con paradas en México, Canadá, Chile, Uruguay, Portugal, Inglaterra, Colombia o Alemania, donde recogió el premio a la Mejor Película en el Festival de Meinz. En muchos de ellos, la cinta de Antonio Morales ha sido la única representante española, lo que dice mucho de la calidad de este trabajo.

Su recorrido por España también ha conseguido seducir a los programadores de las citas más importantes del cine de autor, con selecciones en Filmadrid, D'A Film Festival (Barcelona) o el reciente Festival Internacional de las Palmas, un recorrido que no pasó desapercibido para la Asecan, organización que otorga los premios del cine andaluz, que nominaron el trabajo de Antonio Morales como Mejor Director Novel en su última edición, a pesar de que la película aún no se ha estrenado en cines.

De hecho, sobre su estreno en salas se está trabajando en estos momentos. Pese a que aún no está cerrado cuando será el gran momento de su estreno comercial, Antonio Morales señala que están barajando entre las posibles fechas finales de agosto u octubre. No llegará a todas las salas de cine, pero queda por ver si las salas de Almería apuestan por la proyección de una película rodada íntegramente en Madrid pero con corazón de la tierra.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos