CD El Ejido

El Recreativo desconecta al CD El Ejido

Samu Corral se anticipa a Pina, en una jugada en la primera parte en la que le faltó llegada al equipo ejidense. /PACO ALONSO
Samu Corral se anticipa a Pina, en una jugada en la primera parte en la que le faltó llegada al equipo ejidense. / PACO ALONSO

El Decano domina ampliamente a los celestes en la primera parte, sin noticias de inspiración local

PACO ALONSOEL EJIDO

Tras la victoria en Ibiza, primera a domicilio y tercera del curso, el CD El Ejido tenía ocasión de engancharse a la zona alta en un momento de la temporada en el que tan rápido se está arriba como se entra en los puestos de la quema. Pero el rival no era nada sencillo, muy bien trabajado por el almeriense José María Salmerón y con gusto por tener el balón y circularlo con criterio. Eso sí, el Recreativo de Huelva llegó como uno de los reyes del empate del Grupo IV y demostró el porqué, bastante romo por una clara falta de definición en los metros finales. De hecho, y sobre todo en la primera mitad, acumuló una sucesión de tiros a puerta que fueron decayendo en precisión tras tres intervenciones de Aulestia.

Por su parte, el CD El Ejido no encontró la inspiración de sus hombres llamados para el desequilibrio, siendo la muestra que su primer tiro a puerta llegó en el minuto 64 en jugada personal de Jordan. Ello correspondió a una mejoría notable en el juego local, también permitida por la bajada del Decano en la intensidad, ante todo en los balones divididos, que se vio desde el m. 35 y que tuvo prolongación tras el descanso. El monólogo del primer tiempo no le había servido de nada al cuadro visitante, malogrando la pólvora mojada todo lo propuesto sobre el césped. Anímicamente pudo pesar que se había hecho todo menos marcar y el choque daba la sensación de que se decidiría en las áreas.

En el primer minuto un gran balón a la espalda de la defensa dejó en uno contra uno a Caye Quintana ante Aulestia, que salió y achicó para tapar el disparo del ariete onubense. El meta celeste volvió a ser decisivo en un córner que en el 4 se sacó muy cerrado, metiendo la mano en el último momento, como también volvió a ganarle la partida al mismo Caye Quintana en el m. 9 en un tiro casi a bocajarro. De seguido fue Llorente, haciendo de enganche en la siguiente jugada, el que no estuvo acertado cuando lo tenía todo de cara para hacer el primero. Mientras, en un balón aguantado por Samu Corral en banda apareció Alfonso para plantarse en el área de Marc Martínez, inédito, y no tener claro si pase o disparo, cruzándose providencialmente para el Recre su central Iván González.

Lesión y reacción

El ritmo comenzó a decaer, pero el 'Decano' siguió chutando casi desde cualquier lado, siempre muy desviado y sin sensación de peligro, echando por tierra todo el juego que generaba las llegadas. Así, probaron Iago Díaz, Llorente y Tropi antes de que Alfonso cayese lesionado en el minuto 25 y fuese sustituido por Carralero. Lo que fue un contratiempo pareció darle algo más de brío al CD El Ejido, que encontró por fin a sus magos con una triangulación entre Javilillo, Jesús Rubio y Emilio Cubo, malograda con un mal centro de este último. En todo caso, la respuesta fue rápida y Iago Díaz, que se podía haber plantado solo ante Aulestia al recibir un gran pase desde la medular, otra vez se precipitó en el tiro y entregó el cuero a las manos del meta.

Antes del descanso el gafado Caye Quintana se adelantó en el primer palo, pero el portero ejidense estaba muy bien colocado para dejar el 0-0 inicial en la caseta. Tras la vuelta el mismo delantero centro lo retomó por donde lo dejó, con una llegada clara en el minuto 47 que chutó fuera. Fue de lo poco arriba del Recreativo en los segundos 45 minutos, pero el fútbol es caprichoso y sí que vería puerta finalmente para anotarse los tres puntos en Santo Domingo y que el CD El Ejido no hiciera perfectos los tres que había logrado en tierras pitiusas la semana anterior.

Descontrol

Es cierto que con la igualada todavía en el marcador el genio y la calidad de Jordan Sebban dieron para una arrancada con disparo, demasiado centrado, pero el primero de todo el partido por parte celeste, y que pudo haber agarrón a Emilio Cubo en una falta botada con balón corrido, acción muy protestada por los locales, que no están teniendo suerte con las decisiones arbitrales en las áreas. Pese a ello, y con el murciano Díaz Escudero realizando un auténtico carrusel de tarjetas en las dos direcciones, con ambos equipos muy partidos y el choque más abierto que nunca, un centro desde la izquierda fue mal tapado por la zaga ejidense, con control y remate a la red de Quiles en el minuto 78 que por poco salva bajo palos Sergio Sánchez. Por cierto, Molo se había quedado en el vestuario en el descanso.

Emilio Cubo, poco participativo arriba, puso un balón atrás que Javilillo lanzó a las nubes en el minuto 85, y la última jugada fue una falta mal ejecutada que subió a rematar Aulestia. No era el día de la inspiración individual, y tras ser inferiores al Recre, después no se supo manejar la situación.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos